El corazón joven de la Iglesia

Carta de
Mons. D. José Rico Pavés
Obispo auxiliar de Getafe

2017_rico_paves_jose

“En los momentos difíciles, el Señor hace avanzar la historia con los jóvenes”. Al recorrer el camino cuaresmal que conduce a la Pascua, las enseñanzas del Papa prestaron especial atención a éstos. El horizonte cada vez más próximo de la celebración del Sínodo de los Obispos dedicado a los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional centró las intervenciones de Francisco en el último mes, ayudando a reconocer el secreto de la juventud que mantiene siempre lozano el corazón de la Iglesia. Es la savia del Evangelio que brota del costado traspasado del Redentor como torrente de agua viva que fecunda con vitalidad eterna a cuantos beben de ella. Para vivir el Evangelio de manera auténtica es necesario ver a Jesús desde dentro, es decir, entrar en sus llagas y contemplar en su Corazón el amor “por ti, por mí, por todos”. Al terminar la cuaresma y entrar en la Semana Santa, ésa fue la invitación del Sucesor de Pedro: contemplar al Crucificado, descubrir el corazón joven de la Iglesia y escuchar el grito de los jóvenes que cambia la historia.

Mediante las alocuciones previas al rezo del Angelus y las homilías de las celebraciones litúrgicas, Francisco proyectó la luz de la Palabra de Dios en el itinerario de la Iglesia que lleva al encuentro con Jesucristo Resucitado: “En su cruz hemos sido salvados para que nadie apague la alegría del Evangelio; para que nadie, en la situación que se encuentre, quede lejos de la mirada misericordiosa del Padre”.

Momento de especial intensidad en la contemplación de Cristo Crucificado fue la jornada penitencial 24 horas para el Señor: “El amor de Dios es siempre más grande de lo que podemos imaginar, y se extiende incluso más allá de cualquier pecado que nuestra conciencia pueda reprocharnos”. El pecado nos aleja de Dios, pero tenemos la certeza de que Él no se aleja nunca de nosotros.

La visita pastoral a Pietrelcina y a San Giovanni Rotondo permitió al Papa rezar junto al cuerpo sin vida del Padre Pío y volver a proponer el testimonio de su vida santa y la ayuda de su intercesión.

En las palabras dirigidas a los jóvenes participantes en la reunión presinodal, Francisco expresó la voluntad de la Iglesia de escuchar a todos, sin excluir a ninguno. Por eso, en la Jornada Mundial de la Juventud, celebrada en ámbito diocesano el Domigo de Ramos, el Papa se detuvo a comentar las palabras de Jesús a los fariseos “de ayer y de todos los tiempos”: Si ellos callan, gritarán las piedras (Lc 19, 40). Y les ha pedido que griten: “En vosotros está la decisión de gritar, de decidirse por el hosanna del domingo para no caer en el crucifícalo del viernes”.

rico_paves_firma

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s