Mensaje a los musulmanes para el mes del Ramadán e ‘Id al-Fitr 1439H/2018 A.D.

escudo vaticano negro
PONTIFICIO CONSEJO
PARA EL DIALOGO INTERRELIGIOSO

Cristianos y musulmanes:
de la competencia a la colaboración

MENSAJE PARA EL MES DEL RAMADÁN
‘Id al-Fitr 1439 H. /2018 A.D.

Queridos hermanos y hermanas musulmanes:

En Su Providencia, el Todopoderoso os ha ofrecido la oportunidad de observar nuevamente el ayuno de Ramadán y de celebrar ‘Id al-Fitr.

El Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso aprecia la importancia de este mes y el gran esfuerzo de los musulmanes de todo el mundo para ayunar, rezar y compartir los dones del Todopoderoso con los más pobres.

Conscientes de los dones que fluyen del Ramadán, nos unimos a vosotros en la acción de gracias  a Dios misericordioso por su benevolencia y generosidad, y os brindamos nuestros mejores deseos.

Las reflexiones que quisiéramos compartir con vosotros en esta ocasión se refieren a un aspecto vital de las relaciones entre cristianos y musulmanes: la necesidad de pasar de la competencia a la colaboración.

En el pasado, las relaciones entre cristianos y musulmanes han estado marcadas con demasiada frecuencia por un espíritu de competencia, del que pueden verse las consecuencias negativas: celos, recriminaciones y tensiones. En algunos casos han llevado a enfrentamientos violentos, especialmente cuando la religión ha sido instrumentalizada, principalmente a causa de intereses partidistas y motivos políticos.

Esta rivalidad interreligiosa ha marcado negativamente la imagen de las religiones y de sus seguidores, alimentando la idea de que no son fuente de paz sino, más bien, de tensión y violencia.

Para prevenir y superar estas consecuencias negativas, es importante que nosotros, los cristianos y los musulmanes, si bien reconociendo nuestras diferencias,  recordemos los valores religiosos y morales que compartimos. Reconociendo lo que tenemos en común y mostrando respeto por nuestras diferencias legítimas, podemos establecer con más firmeza todavía una base sólida para las relaciones pacíficas, pasando de la competencia y el enfrentamiento a una cooperación eficaz para el bien común. Esto beneficia, particularmente, a los más necesitados y nos permite a todos ofrecer un testimonio creíble del amor del Todopoderoso por la entera humanidad.

Todos tenemos el derecho y el deber de dar testimonio del Todopoderoso a quien rendimos culto, de compartir nuestras creencias con los demás, respetando  su religión y sus sentimientos religiosos.

Para alentar las relaciones pacíficas y fraternales, trabajemos juntos y honrémonos unos a otros. De esta manera, glorificaremos al Todopoderoso y promoveremos la armonía en una sociedad cada vez más multiétnica, multirreligiosa y multicultural.

Concluimos renovando nuestros mejores deseos de un ayuno fructífero y un  gozoso ‘Id y os aseguramos nuestra solidaridad en la oración.

Vaticano, 20 de abril de 2018

tauran firma
Jean-Louis Cardenal Tauran
Presidente

ayuso firma
✠ Miguel Ángel Ayuso Guixot, MCCJ
Secretario

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s