Carta a los consagrados

Carta de Mons. D. Luis Javier Argüello Pérez
Arzobispo de Valladolid

Queridos hermanos de la vida consagrada activa y contemplativa nuestra Iglesia vallisoletana:

Acabo de iniciar el ministerio como arzobispo de Valladolid e inmediatamente quiero escribiros unas letras para agradeceros vuestra presencia en la Diócesis y el testimonio ofrecido desde la vivencia de vuestros carismas. Quiero expresaros mi cercanía y comunión y pediros, ya, vuestra colaboración en la oración y en el servicio evangelizador y expresar así vuestra participación en la comunión y misión de la Iglesia diocesana.

Estoy convencido de que el giro apostólico y misionero que nuestra iglesia está llamada a dar reclama la fidelidad de todos sus miembros a la vocación en la que hemos sido convocados. Por eso insisto en pedir al Corazón de Cristo que renueve en todos vosotros el carisma con el que enriquecéis a la Iglesia y servís a la sociedad. Sin renovar la Iglesia Misterio en cada vocación no parece fácil crecer en la Comunión y Misión de la Iglesia.

Soy consciente de la situación de muchas comunidades y de las dificultades para mantener presencias y obras apostólicas. Hoy quiero solicitaros vuestra permanencia en la oración así como vuestra genuina aportación a la evangelización de nuestro pueblo, así como animaros a vivir este tiempo de grandes transformaciones desde la confianza, la alegría y la esperanza. Quiera el Señor que nos contagiéis de estas actitudes.

Os quiero pedir una primera colaboración con la respuesta al siguiente cuestionario:

– ¿Cómo mejorar, como expresión de sinodalidad, la integración de los consagrados y de las actividades apostólicas de las Órdenes y Congregaciones en la Comunión y Misión de la Iglesia.

– Sugerencias sobre la manera en la que el Obispo pueda estar cercano a vuestras comunidades.

– Alguna otra sugerencia o comentario.

Deseo tener pronto un encuentro con la escuela católica para impulsar la lectura conjunta del documento, “la identidad de la escuela católica” y buscar juntos la forma de colaborar en la comunión y misión de la Iglesia. También con las Iniciativas de acción social en la atención a inmigrantes, drogadictos y otras dependencias, enfermos, etc.

Espero poder veros en la asamblea de CONFER de inicio de curso y el 8 de octubre, sábado, para el encuentro diocesano de comienzo de curso y envío. Me comprometo a visitar a las comunidades de vida contemplativa en las próximas semanas.

Hoy 31 de julio, día de San Ignacio, de 2022 quiero decir con vosotros: “En todo amar y servir”.

arguello firma

✠ Luis J. Argüello García
Arzobispo de Valladolid

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s